miércoles, 5 de febrero de 2014

Tónico facial de pepino ( para caras agotadas)


Si tienes niños pequeños, al asomarte cada día al espejo por la mañana te sorprenderás más de una vez con los ojos cansados y una cara que no parece tuya, después de una noche de continuos despertares. Necesitas algo que te devuelva el “frescor” habitual de tu cara, y que hace tiempo que no ves…Este tónico te va a ayudar.
Es sencillo de preparar y te vendrá de maravilla.
El pepino, por su riqueza en agua, vitamina E y aceites naturales, es uno de los mejores remedios para el cuidado externo de la piel. Tiene propiedades hidratantes y anti-inflamatorias, con lo que puede dar elasticidad a las pieles más secas.
Disminuye las ojeras y alivia los ojos cansados. Aplicado sobre la piel, la suaviza e hidrata, devolviéndole la textura y la frescura que va perdiendo como consecuencia de las agresiones del ambiente (y de las noches en vela, je, je).


Ingredientes para el tónico facial:
-Un pepino
-Medio litro de agua
Preparación:
Corta el pepino en trozos bien pequeños, conservando su piel y todo el zumo que se desprenda mientras realizas dicho paso. Colócalo en una cacerola con medio litro de agua y déjalo hervir durante media hora.
Una vez pasado ese tiempo, cuela y reserva el líquido resultante en un frasco de vidrio que tenga cierre hermético. Este tónico puede ser empleado diariamente para limpiar la piel y, además, resiste una semana sin ningún problema (guardar en el refrigerador).
Feliz semana y feliz cara!

                                                      Autora del blog El Cuaderno de Flores 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Diseñado por El Perro de Papel